Jabón de leche y miel casero para consentir tu piel

Las industrias siempre nos ofrecen distintos tipos de jabones para el cuidado de la piel. Pero no está demás saber cómo hacer un jabón de leche y miel casero. Que no solo podrás usar para tu cuidado personal sino para la venta. Además que es excelente opción para regalar ya que es un producto de uso diario.

Sus ingredientes aportan muchas propiedades a la piel. En este caso es un jabón que su base es la glicerina. Y esta misma es empleada tanto en cremas, jabones, y geles para el cuidado personal. Porque aporta humedad y elasticidad a la piel. Por su parte la leche tiene la capacidad de ser un excelente hidratante ya que contiene grasas y proteínas. Y es que la mismísima cleopatra hacia uso de estas propiedades de la leche que son increíbles.

Finalmente la miel tiene propiedades limpiadoras y antibacterianas. Que permitirán tener una piel libre de impurezas. Recordando que la acumulación de bacterias es la que produce brotes de acné. Además de ser altamente hidratante tanto para pieles secas como grasas.

Cómo hacer jabón de leche y miel casero

Materiales:

  • 30g de base de glicerina cristal
  • 20g de leche entera liquida
  • 150g de glicerina blanca
  • 5g de miel
  • Moldes redondos o cuadrados según tu preferencia
  • Jarras y espátulas

Preparación:

  1. Cortar la glicerina cristal en cubos pequeños y colocar en baño de maría. Se corta de esta manera que se derrita más rápido y no exponerla tanto tiempo a altas temperaturas. Se le añade una cucharadita de miel y se remueve. Luego echa una capa pequeña en cada molde y reservas.

 

  1. Partes la glicerina blanca en cubitos derrites igualmente en baño de maría. Una vez hecho este proceso unes con la leche entera y una cucharadita de miel. También aplicas una cucharadita de esencia de miel. Para que tu piel no solo quede suave sino con un agradable aroma.

 

  1. Una vez transcurrido este tiempo de elaboración del segundo paso, la primera capa ya debe haber secado. Vas a rosear un poco de alcohol y aplicas la mezcla del segundo paso. Llenas el molde por completo.

 

  1. Esperas alrededor de 10 minutos para que los jabones se solidifiquen. Un consejo muy útil que va servirte a la hora de hacer los jabones es usar alcohol. Si notas que le ha quedado burbujitas a tu jabón rocías alcohol y estas desaparecerán.